Lola Dj

María Dolores Zapata. Lola DJ. Madrileña nacida en Basilea y esteponera por elección. Enamorada de la Costa del Sol no esperó, como hacen otros, a jubilarse para vivir donde quería. Dejó su trabajo, su vida de ese momento, a sus amigos y se vino al sur buscando el norte. Y lo encontró. Encontró otra forma de vida, otra profesión, otros amigos que sumar a los que ya tenía, encontró un lugar donde ser lo que ella era, donde vivir como ella quería vivir. Lola Dj. She plays the Music. 

IMG_4141-002

 

Durante años ha sido la responsable de la banda sonora de los mejores locales de Marbella. Algo que hasta hace no mucho tiempo era cosa de hombres. Sus cascos, su cabina y su música. Detrás de esos rizos rubios una mujer que además de guapa es inteligente. Una mujer que sabe lo que quiere y que disfruta con lo que hace. Impulsiva, aventurera, divertida pero también seria cuando hablamos de lo profesional. Lola Dj es Dj sin buscarlo ni planearlo. De su pasión hizo su profesión porque así tenía que ser. 

Diez años de carrera en los que ha pinchado en los mejores eventos y fiestas privadas más allá de las fronteras de Marbella donde ya es archiconocida. Hay hombres que no han entendido su trabajo, su vida. Hasta que como ella dice, ha encontrado la horma de su zapato. Ahora además de ser compañeros en la vida, muchas veces comparten cabina. Un complemento perfecto para una mujer que consigue que la mayoría baile hasta que le duelan los pies…

Quedamos en el Beach del Marbella Club. Un lugar único por su encanto y su situación privilegiada en la Milla de Oro Marbellí. Valeria Mazza  y Carmen Lomana son algunas de los habituales del local. Eso si hablamos de caras conocidas. El hotel es la residencia veraniega y punto de encuentro de grandes fortunas mundiales desde la época de la jet set. 

 

13923463_10202446592204261_8995672391214351372_o

 

¿En qué momento decides dejar Madrid y tu vida allí y venirte a Estepona?

Cuando todo el mundo piensa que le gustaría en algún momento irse a vivir a la playa, y lo dejan para cuando se jubilen, pues yo lo hice sin tener que jubilarme. Lo comenté con mi madre, a ella también le pareció bien, le gustó la idea y nos vinimos. Tenía claro que quería vivir en  Andalucía. Elegí la zona de Marbella. Me gustó Estepona y allí me quedé. En Madrid trabajaba de contable en una empresa que llevaba temas de vacunas de alergia.

¿Habías estudiado administrativo?

Sí, pero me aburría mucho. Tenía un horario de 7 a 3, pero no era lo que realmente me gustaba hacer. Siempre he servido más de relaciones públicas que para estar en una oficina. Cuando tomé la decisión de venirme, me despedí. Y me vine aquí a la aventura, sin trabajo.

¿Y tiraste de tu madre?

Yo creo que ella tiró de mí porque somos muy iguales. Teníamos una casa en el campo muy grande y la vendimos. Le habíamos hecho antes una reforma muy bonita y la vendimos muy rápido. Al día siguiente de llegar aquí encontré un trabajo. Era el año 2003, la época del boom inmobiliario, y el mismo chico que nos vendió el piso me pidió que trabajase para él. Durante dos años estuve genial y vendiendo mucho. Después decidí irme a Irlanda.  Necesitaba el inglés y tenía una base muy flojita. Estuve trabajando cuidando un niño. Cuando volví monté mi propia inmobiliaria con una socia. Y aunque al principio todo parecía muy bonito, no nos llevábamos muy bien, así que una amiga me propuso irme a Miami, y yo que soy muy lanzada, me fui. Estuve allí otros seis meses. Fue todo muy impulsivo.

IMG_4283-001

 

¿Y a qué te dedicaste allí?

Estaba en la inmobiliaria más importante. De hecho organizamos una gran fiesta aquí para vender una promoción de Miami. No vendimos nada pero hicimos mucho ruido. En Miami las cosas funcionan así. Y después me volví.

 


  render=”2″]


 

Hasta el momento no me has hablado de tu vinculación con la música ni de tu carrera como DJ.

Fue lo más tonto del mundo. Yo iba mucho a Reinaldo, en el puerto de Estepona, era el sitio de encuentro de todas las amigas. Un día le dije al encargado, a Ramón, que quitase la música que siempre era lo mismo. Y me dijo que pusiera yo lo que quisiese. Así que hice una playlist con las canciones que a mí me gustaban de música española de los ochenta, música inglesa, pop inglés, música funky. Y conforme iba poniendo la música llegaba cada vez más gente. Tanta, que ya no se podía ni entrar. Después de aquello la dueña, Liliana, me pidió que pinchase los jueves. Y después los viernes, y los sábados. Así que sin haberlo planeado estuve tres años pinchando allí. Y luego, de ahí, me ficharon en La Sala. En una fiesta privada de Hubertus Von Hohenlohe; me ofreció trabajo el dueño de Puente Romano. Y allí estuve otros tres años. Ha ido todo tan rápido y tan bien…

IMG_4185-001

 

Es decir que la profesión te eligió a ti. No era nada que te hubieses planteado. 

Sí, yo creo que sí. Yo estoy convencida que lo mío no era el tema de los números. Me ha encantado siempre la música, le he dedicado muchas horas sin dedicarme a ello. Pero ser DJ también es muy sacrificado, no por el trabajo en sí, sino porque supone trabajar en el mundo de la noche. Es como si te dedicas a la hostelería o a la seguridad.

Hasta hace nada los DJ’s eran todos hombres. ¿Los hombres han sabido entender tu profesión?

Con mis compañeros siempre me he llevado fenomenal. Si hablamos de parejas es distinto. Era imposible. No tienen el mismo horario que tienes tú. Yo trabajo los fines de semana y la mayoría de la gente tiene un horario normal de lunes a viernes y el fin de semana se va a cenar o se va de vacaciones o se va a pasarlo fuera. Yo, sin embargo, siempre libro un día entre semana, cuando la gente trabaja. Es muy difícil de compaginar. Pero bueno, es todo muy relativo, porque si quieres a tu pareja, qué más da el horario que tenga.

IMG_4170-002

 

Lola, por las noches hay mucha gente que suele ir bebida y se pone muy pesada con el DJ pidiendo canciones. ¿Ha habido algún momento en el que hayas sentido más indefensa por el hecho de ser mujer?

Sí que los ha habido, pero pocos. He tenido la suerte de que he estado en sitios muy buenos y sentirme muy arropada.  Siempre ha habido seguridad y me han cuidado mucho. Claro que te llega alguno diciéndote alguna tontería. Pero como te decía, en los sitios en los que he trabajado, en general, la gente muy respetuosa, tanto en Puente Romano como en el Marbella Club, en La Sala, o en Estepona. Además, si alguna vez se han pasado un poco porque llevaban copas, al día siguiente me han pedido disculpas. Aquí nos conocemos todos.

Se cumplen diez años de tu carrera como DJ, y en ese tiempo has conseguido hacerte una marca muy personal. Tampoco pinchas cualquier cosa.

Es que siempre he pinchado lo que a mí me apetecía, ha dado la casualidad que en los sitios donde estaba era lo que querían. En general soy muy cabezota, tengo mucho de Géminis y un poco de Tauro. Pongo la música que pongo, la que me gusta. Si voy a un sitio y me piden reggaeton, me niego. Prefiero trabajar gratis poniendo lo que a mí me guste a que me estén dirigiendo qué tipo de música tengo que poner. Siempre estoy muy pendiente de la moda, pero en mi línea.

IMG_4365-001

 

Lola, como decías antes tú eres muy relaciones públicas. No te limitas a ir y pinchar a los sitios, sino que mueves a mucha gente, promocionas mucho el local…

Sí, pero es que siempre he sido así, hasta cuando salía en Madrid con mis amigas y alguien montaba algo, arrastraba a todo el mundo. Hay que ayudar, tengas la profesión que tengas, te dediques a lo que te dediques, sino, no tiene sentido. Si estás trabajando en una empresa y vas, pinchas y te pones los cascos y no miras ni al público, si no comunicas, te aseguro que duras dos días. Hay que ser simpática con el público pero con límites. Los clientes que vienen  aquí, al Beach del Marbella Club, por ejemplo, es gente muy importante y tienes que tener educación y no meterte en su vida. Distinto es esas personas que están muy solas y se acercan a contarte cosas. No te cuesta nada escucharles. Tengo la suerte que poniendo música hago a la gente feliz porque bailan y se divierten. 

¿Marbella es lo que esperabas?

Muchísimo más. Yo estoy feliz, a lo mejor me tenía que haber venido aquí hace veinte años. En todos los sentidos: por trabajo, por la gente, la calidad de vida.. tenía que haber aterrizado aquí en los ochenta. Aquí se vive muy bien.

IMG_4329-001

 

Sin embargo, el amor lo has encontrado en Madrid. Hablabas antes de lo complicado que ha sido para tus parejas entender tu profesión. Hasta que DJ Kique, conocido por la mayoría como Kike Supermix se cruza en tu camino. 

Desde que conozco a Kique tengo la sensación de que nos hemos juntado el hambre con las ganas de comer, que somos iguales, hay veces que no tengo que decirle nada y nos lo decimos todo, sin hablar,  pensamos igual. Es la horma de mi zapato y además ha llegado a mi vida en un momento ideal. Pero es que además es un gran profesional del que aprendo algo todos los días. Tiene mucha imaginación, está todo el rato inventando, haciendo cosas nuevas. Es una persona que me suma en lo personal y lo profesional. 

13995391_10202495307302108_2307678580943627395_o

 

¿Cómo lo conociste?

Fui a Madrid a pinchar a un evento privado de Lacoste. Yo ya lo conocía de antes, pero habíamos hecho cierta amistad a través de las redes sociales. Quedé con él en esa ocasión, aprovechando que estaba en Madrid y que me había dicho que me iba a regalar un recopilatorio de Anita Baker que a mi me encanta. Ahí tuvimos una primera toma de contacto. Estuvimos hablando de música. Después de eso él venía a verme, yo subía a Madrid, hasta que decidió venirse conmigo a Estepona.

Supongo que viniendo de tu mano y teniendo la carrera que tiene sabía que trabajo no le iba a faltar…

Aquí hacía falta un profesional como él. Además al dedicarnos los dos a lo mismo nos complementamos muy bien. El año pasado estuvimos todo el invierno en Saint Moritz. Nos ha ido genial, nos han tratado súper bien, de hecho nos vamos otra vez en diciembre.

12439297_10201883789694550_4303030009350683651_n

 

Tú eras la DJ residente de Puente Romano, ¿Cómo decidiste dar el paso de irte?

Porque también hay que apostar por hacer cosas distintas.  No tengo ningún compromiso con nadie, ni tengo niños, tengo a mi madre que gracias a Dios tiene salud. Quiero decir con esto, que tengo la posibilidad de moverme lo que quiera. Así que nos lo ofrecieron y dijimos que sí. Hemos estado desde diciembre hasta abril en el Palace, en los mejores sitios, en el Kings, que es la discoteca del Palace, en Drácula haciendo fiestas privadas, en el Summit Music que es un festival de música donde van DJs muy importantes. Y por supuesto, disfrutando de de Saint Moritz, que no nos hemos movido de ahí. Imagínate, además hemos estado contratados en fiestas privadas donde los invitados eran gente como Heidi Klum o Pierre Casiraghi. O sea, lo más.

Invierno en la nieve y verano en la playa…

Sí. Este verano estoy en el Beach del Marbella Club de siete de la tarde a once de la noche poniendo música en lo que es el lounge para el que toma un mojito o un combinado, y después para la cena pinchando un poquito más lento. Los jueves que Kique se va a Ibiza lo sustituyo en El Patio, también aquí en Marbella Club.

Acostumbrada a pinchar para este tipo de personas ¿Crees que podrías, por ejemplo, pinchar en bodas de pueblo?

Las bodas de pueblo son las más divertidas del mundo. No es cuestión de que sea una boda de pueblo o  la del tío con más pasta del mundo, es que las bodas en general son muy pesadas. Las bodas no me gustan nada. Para el DJ son un palizón. Son muchas horas desde el cóctel hasta que se va el último de la pista de baile. Por eso cuando hacemos alguna la hacemos los dos juntos, Kique y yo. Si no es muy difícil. Imagina que cuando a la una de la mañana que empiezas a poner la música más alto porque la gente está más ambientada, la que no está animada eres tú, porque estás ya súper cansada pinchando desde las seis de la tarde. Tú no puedes estar pinchando cansada porque lo transites y a los novios no les puedes transmitir eso, es su día. Así que entre los dos conseguimos que la música sea mucho mejor y más animada para que realmente sea todo felicidad.

13765786_10202396401429523_4476903729625528748_o

 

¿Un evento lo puede levantar o lo puede tumbar un DJ?

Totalmente. Pero un evento, una discoteca o un bar. El DJ se lo carga y el DJ lo levanta. Ten en cuenta que el tipo de música que pones en un local determina hasta el tipo de gente que va. Si tú pones reggaeton o salsa ya sabes qué tipo de público vas a tener. Si metes flamenco, la gente que irá es a la que le gusta el flamenco. A mí en este sentido lo que me gusta es que donde trabaje haya gente con educación, que vayan a tomarse una copa, que se lo pasen bien y que bailen. No quiero nadie que venga a meterse conmigo, ni a meterse con la camarera, ni a meterse con la que está fregando. Y creo que hay cierto tipo de música que incita al desmadre y yo no voy a ir a esos sitios.

IMG_4162-001

 

Decías que cada día aprendes de Kique, y, ¿él de ti?

Kique tiene mucho don de gente.  Es muy buena persona. Se fía de todo el mundo, para él todo el mundo es bueno. Yo en ese sentido soy un poquito más cuca; los veo venir.  Él es súper simpático, ya ves que está todo el rato sonriendo, no tiene malicia ni picardía. Y cuando eres así no todo el mundo es tan bueno, y al final te pegas el chasco y sufres. En ese sentido le regaño un poco.

Lola, en Marbella tú eres más famosa casi que él. Quito el “casi”; eres más famosa que él.

Sí, porque a mí me conoce todo el mundo.

Pero luego cuando salís de aquí supongo que la gente lo sigue reconociendo más a él. Kique fue súper famoso en los 80 y los 90 en la radio y la televisión. 

Sí, es muy famoso. Todo el mundo lo reconoce. En Madrid hemos ido a un montón de sitios donde lo paran. Pero él lo lleva muy bien y yo estoy súper orgullosa. Fíjate que ha pasado un montón de años y la gente todavía lo recuerda con mucho cariño. Participaba en programas juveniles, era uno de nuestros ídolos. Yo era más pequeña, pero lo recuerdo más que de La quinta marcha, de Radio Vinilo. Yo era muy funkera y escuchaba toda la música que ponían, tanto música de exportación, música negra que no la editaban aquí, y esos vinilos que no los tenía nadie ahora los tengo yo en mi casa… La gente sí que es muy simpática y lo aprecia. Aparte que él, como te digo, siempre tiene una sonrisa. Hemos estado en Tenerife y ha sido increíble. Le han reconocido yo creo que más que en Madrid.

IMG_4362-001

 

¿Cómo se plantea este año?

Cuando termine agosto, en septiembre, todavía tenemos muchos eventos privados, vamos a Siena a hacer una boda. Vamos a hacer otro evento en Washington. En octubre sí que queremos irnos de vacaciones a relajarnos. Además, a un sitio de esos de pulserita a no hacer nada. Y en diciembre nos volvemos a Saint Moritz hasta abril. Y aunque trabajes en sitios muy bonitos es mucho, mucho trabajo. Es muy intenso.

IMG_4203-001

 

¿Qué piensas por ejemplo de París Hilton?

Pienso que es una niña que tiene pasta y hace lo que le da la gana. Y supongo que precisamente por eso se podría dedicarse a otra cosa. Si es DJ, es porque le gusta. Le gusta la música, el estilo, lo que sea, es súper respetable. Yo soy DJ porque me gusta y encima me pagan. Esta chica haga lo que haga triunfa; en internet, en Instagram, la gente la sigue. Yo creo que el dinero llama el dinero. Lo que monte da igual. Si quieres ser DJ como si quiere ser presentadora, como si quiere ser lo que sea. Pero bueno, en ese sentido la contratan, le pagan un pastizal, hace allí cuatro tonterías, le darán las sesiones grabadas como muchos Djs que hay, no solamente Paris Hilton, y todo el mundo feliz.

¿De verdad hay DJs que lo llevan todo hecho por otros profesionales?

¿Qué te puedo contar?, pero de aquí. No hace falta que te vayas a Estados Unidos. Les graban las sesiones, se ponen los cascos, levantan la mano y ya está. Porque es primo, sobrino o hermano de… Pero bueno, eso al final tiene una caducidad. Porque si tú haces eso es porque realmente no te gusta lo que haces. Lo importante es intentar hacer lo que te guste siempre, en cualquier profesión y apostar por ello. Es que si no la vida no tiene sentido. Si te lo dan todo hecho, te lo dan todo mascado… Hay que arriesgarse. Yo siempre me he arriesgado. Y es verdad que tengo mucha suerte. Y si no es esto pues ya haré otra cosa, las relaciones públicas y las ventas que me encantan. Así que no me da miedo arriesgar.

¿Tampoco te da miedo que llegue una edad que la gente no te contrate o que estés cansada de la noche?

No, no me da miedo. Y es más, hay veces que lo pienso. Pero ahora mismo creo que estoy en una edad y en un momento bueno, no pienso qué pasará mañana. Porque hay que vivir el presente.

¿Si fueras una canción cuál serías?

Uy, ¿si fuese una canción?… Pues sería Sweet love, una canción de Anita Baker que me gusta mucho.

 ¿Y tu vida, hasta el momento, que canción sería?

Hasta el momento “You to me everything”, una canción de The Real Thing.

 

IMG_4185-001 Lola Zapata Dj

Facebook     Instagram 

Fotografía: Lorenzo Carnero

Transcripción de audio a texto realizada por Atexto.com.

4 comentarios
  1. Tengo el lujazo de disfrutar de un sitio privilegiado en la trayectoria de Lolita y puedo decir que no hay palabras para describir lo que ella trasmite cuando se pone unos cascos .
    Lolita pone el corazón en todo lo que hace y siempre ha sido el alma de la fiestas… Ya sea en una mega fiesta privada de lo más cool como en el salón de casa. Recuerdo como anécdota un cumpleaños de Lola que estábamos solas en casa en pijama, con una copa de vino y viendo un concierto de George Mickael cuando colgamos una foto en el face y, sin darnos cuenta, empezaron a venir amig@s a la casa de Lola y se lió un saraó en dos minutos !!!!
    La música está ahí y todos tenemos acceso a ella… Pero lo que hace especial a Lola es que siempre sabe qué poner y cúando… Siempre con una sonrisa y una energía inigualable !!
    Como profesional todos las que la seguimos sabemos que es única … Pero en lo personal es aún mejor!!!
    Todo lo que has conseguido ha sido muy muy currado y te lo mereces!!! Un millón de besos para Kike y para ti. Lydia.

  2. madre mia lydia, me has dejado sin palabras, aquí me tienes llorando, tonta…. yo también tendría mucho que contar de tí, por que con todo lo que has pasado , le has echados dos narices a la vida, jefa en un mundo de hombres …con un hijo… y como tu dices creando un monstruo….jajajaa, es de admirar,
    hay muchas mujeres luchadoras, de verdad, y tu eres una de ellas, yo tengo la gran suerte de ser tu amiga, y te haré bailar, reír, en pijama, con brillos o como sea…
    mientras yo este en tu vida, estaré ahi siempre
    TE QUIERO LYDIA MENDO

Responder

Tu email no se mostrará públicamente.

Puedes utilizar estas etiquetas HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

OK
Esta web emplea cookies para mejorar su navegación. Al seguir navegando, acepta su uso. Si desea conocer más sobre su uso, le invitamos a leer nuestra política de privacidad.